La tecnología es cada vez más cercana al espacio del almacén. Al principio de la década muchos almacenes podrían haber evitado las palabras cloud y mobile, pero estos han demostrado que han producido un impacto muy importante gestión de almacenes para los primeros usuarios.

En la actualidad esas tendencias tecnológicas son ampliamente adoptadas y la cadena de suministro es más rápida y más eficiente debido a ello. Sin embargo, la tecnología no se ha ralentizado ni estancado. Constantemente estamos viendo avances en la tecnología que definirá la gestión de almacenes en los próximos años.

Con esto en mente, observamos algunas de las principales tendencias en la gestión de almacenes:

La integración permanecerá integral

A medida que la tecnología se ha vuelto más sofisticada, ha facilitado la integración de diferentes herramientas para articular todo el flujo de trabajo del almacén, integrar todas las áreas funcionales de su compañía significa que los colaboradores tienen acceso ágil y oportuno a la información.

Los datos disponibles en tiempo real a través de sistemas integrados han eliminado el lento proceso de búsqueda en diferentes plataformas y acercaron cada área del almacén.

La nube se convertirá en la opción correcta para sus datos

Nuestros servicios en la nube tienen mecanismos de seguridad sólidos que  mejoramos constantemente implementando por ejemplo tecnologías del área de la inteligencia artificial. La elección de la seguridad adecuada para las operaciones de su almacén es integral, ya que cualquier incumplimiento puede resultar en la suspensión de operaciones.

Con tres cuartas partes de todos los sistemas de gestión de almacenes (WMS) proyectados para estar en la nube en 2020, esperamos que muchos más negocios se mueven a la nube en 2017.

Soluciones multicanal para sistemas de gestión de almacenes

Las empresas ya no dependen sólo de sus propias instalaciones físicas, los minoristas de comercio electrónico están utilizando múltiples canales de compra en línea para llegar a los clientes y cumplir con los pedidos.

Estas empresas requieren soluciones de gestión de almacén escalables para enviar productos en el menor tiempo posible a lo largo de las rutas de envío más cortas. Una aplicación eficiente del sistema de gestión de almacenes (WMS) se ha convertido en un componente vital para que los almacenes se mantengan en el buen camino con su inventario.

Un WMS puede proporcionar la funcionalidad adecuada para organizar los procesos de cumplimiento de múltiples almacenes, supervisar los procesos de distribución y ayudar a las tiendas a mejorar sus tiempos de entrega de productos en general.

Automatización para procesos operativos

Otra tendencia popular este año ha sido la iniciativa de implementar una tecnología más automatizada en la gestión de almacenes.

Los operadores están evaluando los procesos operativos para determinar las áreas donde las tareas pueden ser automatizadas para trasladar el personal del almacén a otras áreas clave donde sus habilidades y talento pueden disminuir la carga de los procesos más complejos.